Skip to content

Glosario de términos

Agudeza Visual: Lectura de optotipos (normalmente letras) que van de mayor a menor tamaño para detectar la nitidez con la que ve el paciente.

Retinoscopía: Técnica para detectar objetivamente la graduación del paciente sin necesidad de preguntar si ve mejor con una u otra lente. El resultado es más o menos preciso en función de la pericia del examinador.

Refracción: La sección más conocida del examen visual. Tras detectar la graduación base con la retinoscopía afinamos la prescripción preguntando al paciente si ve mejor o peor con las diferentes opciones de lentes que se plantean. Prueba subjetiva.

Anamnesis: Recogida de información sobre la salud general del paciente, la salud relativa a su visión y antecedentes familiares con el fin de incorporarla a su historia clínica.

Motilidad Ocular: Evaluación de los movimientos oculares conjugados. El profesional pedirá al paciente que siga un objeto con la mirada para evaluar la coordinación de la musculatura extrínseca ocular.

Reflejos Pupilares: Evaluación de las pupilas para descartar patologías a nivel nervioso, sistemas autónomos y otras afecciones.

Balance Binocular: Compensación de la graduación para evitar diplopias (imagen doble) e inadaptaciones por cambios de graduación o anisometropías altas (diferentes graduaciones en cada ojo).

Acomodación: Se evalúa el sistema de enfoque del ojo para diferentes planos en la distancia.

Estereopsis: Medimos la capacidad del paciente para calcular distancias y profundidad. Se evalúa la visión tridimensional o en 3D.

Campo visual: El campo visual es la imagen que percibe un ojo en un instante de tiempo. Con este test detectamos si existen disminuciones de campo visual periférico asociadas a enfermedades como el glaucoma y otras patologías.

Biomicroscopía: Exploración de las estructuras de la porción anterior del ojo. Examinamos los anejos oculares, párpados, esclerótica, conjuntiva, vasos, córnea, cámara anterior, iris y cristalino. Es el instrumento principal en la adaptación de lentes de contacto. En este examen detectamos enfermedades oculares entre las que se incluyen: cataratas, lesiones corneales, meibomitis, orzuelos, chalazion, conjuntivitis, glaucoma ángulo estrecho, uveítis y otras afecciones.

Test de colores: Evaluamos la capacidad del paciente para percibir toda la gama de colores. Se descartan patologías como el daltonismo.

Explicación diagnóstico: Comentarios del profesional sobre los hallazgos encontrados durante el examen visual.

Retinografía: Fotografía profesional con gran angular que permite evaluar el fondo de ojo (retina periférica, nervio óptico, sistema vascular, mácula y fóvea) de forma minuciosa y detenida. Detecta la mayoría de patologías como el Glaucoma, Degeneración Macular, Retinopatías diabéticas, Retinopatías hipertensivas, Retinosis pigmentarias, Desprendimientos de retina incipientes, Nevus y otras.

Presión Ocular: Medida de la presión de ambos ojos mediante tonometría de aire. Se realizan 3 medidas sobre cada ojo para determinar la presión media. Detecta glaucomas incipientes y es fundamental para el seguimiento de los ya detectados.